postre de limon.png

Petit choux de lemon curd

Mucho peligro tienen los petit choux de lemon curd. No duran ni un santiamén en la mesa. Eso de poder comerlos con los dedos y que tengan formato de bocado son las causas culpables.

Petit choux de lemon curd

Se comen sin sentir, La acidez que aporta el limón hace que sean un dulce muy refrescante perfecto para servir como postre de una comida copiosa.

Light on Concrete Wall

ingredientes 

Ingredientes para cuatro personas: 

Para el relleno:

1 lámina de gelatina (2 g)

2 huevos

110 g de azúcar

110 ml de zumo de limón

140 g de mantequilla

Para la masa choux

80 g de agua

80 g de leche

Una pizca de sal

1 cucharadita de esencia de vainilla

80 g de harina de trigo

140 g de huevo

postres de limon.jpg

Petit choux de lemon curd

Comenzamos por el relleno y, para ello, ponemos en un bol con agua fría la hoja de gelatina a hidratarse. En un cacito mezclamos el huevo con el azúcar y le añadimos sin dejar de remover el zumo de limón. Ponemos la mezcla a fuego medio y sin dejar de remover batimos con unas varillas para que no se nos pegue, hasta que hierva y lo veamos espeso. Retiramos del fuego. Añadimos la gelatina bien escurrida, removemos y vamos añadiendo la mantequilla en trocitos al mismo tiempo que emulsionamos con una batidora de mano. Dejamos en un bol enfilmando la superficie de la crema durante una hora en la nevera. Una vez que pase el tiempo, removemos con unas varillas y lo metemos en una manga pastelera para ir rellenando los petit choux. Para hacer los petit choux, precalentamos el horno a 180º C. En una olla echamos el agua, la leche, la sal y la mantequilla y cocemos hasta que hierva. En cuanto hierva echamos la harina de golpe y separamos del fuego, mezclando todo hasta que se haga una masa que se separe de las paredes de la olla. Entonces vamos echando los huevos de uno en uno, integrándolos en la masa y no añadiendo otro hasta que no veamos que se ha absorbido el anterior. Metemos esta masa en una manga pastelera con boquilla rizada de unos dos centímetros de diámetro y formamos los choux encima de una bandeja de horno forrada con papel antiadherente o lámina de silicona. Horneamos los choux durante 30 minutos. Una vez cocidos, los dejamos enfriar y los abrimos a la mitad con un cuchillo de sierra. Rellenamos con la crema de limón y mantenemos en nevera hasta la hora de servir.